Caldereros

La Comparsa de Caldereros una de las que perdura de entre las muchas que salían a la calle en los Carnavales de San Sebastián.

Ya el año 1817, recién destruida la ciudad, los donostiarras organizan la primera Comparsa de Jardineros, a la que sigue la de Caldereros y más tarde la de lñudes y Artzaiak. Los historiadores mantienen que en 1828 salio a la calle una comparsa de caldereros turcos, precursora de las que posteriormente han arraigado con fuerza en nuestra Ciudad.

La Comparsa de Caldereros constituye el anuncio y el preludio del Carnaval y salió oficialmente por primera vez a la calle, el día 2 de febrero de 1884. Su vestimenta está compuesta de chaqueta y pantalón oscuro, botas altas de cuero y cintas de colores. Barbas y melenas descuidadas y revueltas les dan el tono y el aire de viejos trashumantes, viajeros de todos los caminos. Los caldereros donostiarras de hace 83 años eran, muchos de ellos, auténticos caldereros especializados en la reparación de pucheros, sartenes y perolas.

La caravana, se agrupaba en la Plaza Lasala y recorría en pintoresca formación las calles donostiarras. Encabezaban la comparsa los carros típicos, adornados a la usanza de los utilizados por los vagabundos húngaros, y un portaestandarte montado a caballo. Tras el jefe de la tribu, los caldereros, hombres, mujeres y niños, acompañados de la caravana de carros y caballerías, constituyen un coro que entona al unísono las viejas marchas compuestas por Sarriegui en 1884. Cerrando marcha, hacía sonar sus instrumentos una banda de música vestida con trajes genízaros, que acompasaba el golpear de las sartenes de los miembros de la tribu.

Tras diversas fases y épocas, el impulso de diferentes sociedades, personas y organismos públicos, los Caldereros han ido adaptándose a las modas y a los tiempos. En la actualidad esta celebración centenaria cuenta con más de una docena de comparsas compuestas por decenas de tribus, en diferentes barrios y pueblos de donostialdea, en las que participan miles de hombres, mujeres y niños que salen a la calle el primer sábado de febrero anunciando como en 1884 la llegada del Carnaval.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies